viernes, 23 de agosto de 2013

POESÍA: NOCHE DE VIERNES CON POCO SUEÑO A LAS ESPALDAS

Llega el sueño
a estas horas de la mañana en España
y lo hace de una forma muy mecánica.
Primero comienzan a cerrarse hasta las pestañas
para después llegar a un sopor de tal calado que se puede dormir sin querer hasta el alma.

Después de pasear por la playa
viene la vuelta a casa
y a poco que te empeñes la cama
es donde el cuerpo se relaja
y se pasa a otro estadio
a poco que cierres los ojos
y cuentes ovejas pastando en una montaña
de nieves perpetuas en lo más alto de sus cabellera despeinada.

Son casi las tres de la mañana
y ya llevamos consumidas tres horas de este sábado que dentro de poco resplandecerá con el sol de la mañana
es por eso y no por otra cosa que me agrada
el poder trasnochar libre de de la obligación de poner en cuerda el reloj que me lanza
al quehacer diario y a la rutina de ser el mismo durante toda la semana.

Noche de viernes
a la fresca y junto a una ventana
por la que entran ruidos que llegan de más allá de una avenida con árboles que hacen de pantalla.
Noche que con sus halagos me engaña
y me lanza como si fuera una pelota de goma hacia los confines donde las nubes se cargan de vapor de agua

Noche negra, noche clara, noche con luna,
noche con estrellas brillando cuando las gentes duermen y en otros lugares se levantan.

Autor: José Vte. Navarro Rubio
   

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...