lunes, 9 de septiembre de 2013

POESÍA: LAS OLIMPIADAS Y EL CAFÉ CON LECHE ¡VAYA CANTADA Y VAYA MALA LECHE!


"A relaxing café con leche" es un hit

Por: | 09 de septiembre de 2013
1238933_221201161372347_491089922_n

                          1236732_10151794040641192_2130419937_n

La intervención de la alcaldesa de Madrid ante la asamblea del Comité Olímpico Internacional (COI) va a pasar a la historia también en modo musical. Sus palabras van a ser recordadas en varios temas que ya están empezando a circular por las redes sociales. La edil ha sido bautizada como Annie Bottle y de momento la versión que más triunfa es la titulada "A relaxing cup of café con leche DUBSTEP (Original mix)" 
La recomendación que hizo ante la asamblea del COI a los visitantes que lleguen a Madrid de que tomen un" relajante café con leche en la Plaza Mayor" o disfruten de una cena "romántica en el Madrid de los Austrias" es la base del tema musical que está arrasando en solo unas horas.
Ana Botella regresó a Madrid poco después de saberse que Madrid había sido derrotada y que Tokio albergaría los Juegos del 2020. Prefirió hacerlo en el avión de los príncipes de Asturias y no con el resto de la expedición olímpica que llegó en la madrugada del lunes a España.


Que bueno que me estaba el café con leche
¡bueno de verdad!
hasta que puse la televisión
y oí a la alcaldesa de Madrid anunciar
en un inglés de carnaval
que en Madrid el café con leche
se suele tomar ,no se si con churros, porras o tostadas de pan,
en esas plaza tan bonitas
con balconadas desde las que se pueden contemplar
a los turistas que por ellas vienen a pasear.

¡Viva el café con leche!
y ojala
que hubiera servido para aupar
a España a ese lugar
que daba el derecho a celebrar
esas Olimpiadas
en las que nos hemos gastado ya
10.000 millones de euros nada menos y nada más,
mientras se privatiza todo aquello que suena a bienestar social.

El café con leche
en Argentino ocupó un buen lugar
la lastima es que la pregunta
que a la alcaldesa se le vino a realizar
tuviera que ver con el paro
y no con esa contestación tan singular en un idioma tan dulce como la miel en un panal.

Autor de la poesía: José Vte. Navarro Rubio

Según cuenta una leyenda vienesa, cuando las tropas del gran visir turco Kara Mustapha fueron derrotadas y expulsadas de Viena, en 1689, abandonaron un cargamento de sacos de café. Un polaco llamado Kolschitsky, que luchó en la batalla junto a su rey Juan III Sobieski, consiguió que éste se los diera. El polaco abrió una posada en la capital austriaca y empezó a vender el café en infusión, pero los clientes se quejaban de su sabor amargo. Para rectificarlo, Kolschitsky tuvo la idea de añadirle un poco de crema de leche, lo del azúcar vendría más tarde. Así nació el café vienés, lo que viene siendo el típico café con leche del desayuno.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...