sábado, 6 de agosto de 2016

POESÍA: SIEMPRE HAY UN DESPUÉS

Cometió su primer desliz
al levantarse se apoyó sobre el suelo
con el pie que no tocaba,
después abrió la puerta de la nevera, descalzo,
que tonto estoy, se dijo,
y continuó haciendo tonterías,
se lavó los dientes con la crema de afeitar
y en vez de fijador en el pelo
se puso suavizante para después del afeitado.

Lo peor es que no se daba cuenta
y esto le pasaba desde hacia ya bastante tiempo,
soy un desordenado
tendré que poner mas´atención, se dijo,
y salió a la calle,
con el bastón iba marcando el espacio,
comprobando que delante de él no había obstáculos,
así lo hizo hasta que llegó a un semáforo,
alguien le cogió de la mano
y le preguntó,lo paso,
el dijo, si señora gracias.

Autor: Jose Vte. Navarro Rubio

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...