martes, 30 de noviembre de 2021

POESÍA: ESTE ES UN OTOÑO MUY TRANQUILO QUE CON PEQUEÑOS PASOS AVANZA

Paseando por las aceras

en el otoño que nos acompaña

sentimos 

como nuestras pisadas

levantan

los gritos

de las hojas secas

caídas de las ramas,

que como pequeños músculos

descendidos del cielo

donde se encuentra su casa

se convierten en mullidas almohadas

en este otoño que avanza

tranquilo y con buena cara

Autor: José Vicente Navarro Rubio

POESÍA: EN LOS PARQUES SINTIENDO EL RUMOR DEL AGUA


¿Y qué pasa

porque se saque por toda enseñanza,

que el velo de la noche

empapaba

los perfiles de las ventanas

desde donde el poeta recitaba

que se alzaban 

vapores que se condensaban en sus entrañas?

Nada, 

¡de todo esto 

nada!

no quedará 

por no quedar

nada,

ni el silencio 

que es lo último que se marcha,

ni en la bahía 

las sonrisas de las aguas

ya abierta su panza

para recordarnos que está embarazada

y es por ello 

que hay que cuidarla.

Aprendamos a escribir,

a llenar páginas 

con toneladas de palabras,

y hagamos de esa ciudad,

 en que no, 

es nada 

de nada, 

y nos mira 

con cara de indignada,

la ciudad de la esperanza,

en la que puedan brillar los ojos de quienes se aman.

Parques son 

en los que se alzan 

estatuas,

que sirven para recordar

que en esos lugares se entablan

desde siempre  batallas,

entre las estatuas 

en sus pedestales alzadas

y los árboles esperando la llegada

de las nuevas  primaveras con ganas. 

Autor: José Vicente Navarro Rubio

POESIA: ESCUCHANDO JOSHUA FIT THE BATTLE OF JERICHO

Escuchando Joshua fit the battle of Jericho

uno se llena, 

al igual que un cubo de  fresca agua

 del fondo de un pozo sacada

de música sacra.

Todo pasa

 a estas horas de la noche,

que no engañan,

en las que uno apaga la televisión

y se queda con los ojos abiertos 

esperando que se derrumben las murallas

que separan

lo que somos por la noche

de lo que seremos de buena mañana.

Colmatados de una espiritualidad alta

nos sentimos esclavos

a la espera de que alguien grite: 

¡Basta!

En nuestro deambular

por las altas horas de la madrugada

seguimos a Joshua 

en una apasionante batalla

por conseguir que caigan

 las murallas

que separan a los nacidos en unas u otras patrias.

Autor: José Vicente Navarro Rubio

 

POESÍA: HOY HE ABIERTO UN BLOG Y ME HE LLENADO DE LO QUE ALLÍ SE CONTABA

 Cuantos blog se quedan muertos

en sus diarias mecánicas

de ofrecer sus mercancías en la red

y de ellos ya no volvemos a saber nada.


Algunos blogs al abrirlos

nos enseñan sus gracias

 en forma de versos 

que al leerlos nos acompañan.


Al entrar en los blogs 

piensas en los dueños de esas páginas

y buscábamos con voluntad sana

lecturas capaces de empapar las aguas

que discurren por los ríos

que construyen sus páginas.


Hoy he abierto un blog

y he sentido las  miradas

de quienes en sus páginas

retrataron en él un día sus almas.


Autor: José Vicente Navarro Rubio

POESÍA: SOBRE EL MORDISCO DE LOS DIENTES CANINOS

 Los días de fiestas

se alargan,

son el mordisco

que dan los dientes caninos

a lo largo de una jornada.

Tan tranquilos  y en si ricos,

 equivalen al valor de los viejos duros

que si no se gastan

siempre nos acompañan.

Autor: José Vicente Navarro Rubio

POESIA: EN CULLERA ESTAMOS POR SI LLEGAN LOS PIRATAS

 De aquella mar intranquila, que lloraba, quedaba la bahía, que ya no sabe nada de las antiguas andanzas, de quienes siempre llegaban para llevarse algo, igual daba, lo que robaban, siempre cuando la luna se apagaba. Venían las olas y se marchaban entre vaivenes de las barcas. Regresaban los silencios convirtiéndose en hitos que marcaban los caminos que llevaban a lo alto de la montaña donde reinaba el rey de los silencios y  donde desde siempre callan los enamorados que en ella se enlazan, como el ancla del barco cuando se lanza y cae encima de una selva de algas. Triste cuadro con pocas virtudes y alabanzas, en Cullera los libros hablan de aquellas andanzas de los terribles piratas que llevados de sus ansias de venganza siempre se acercaban para desolar a los seres humanos y cargar a sus espaldas con todo lo que les daba las ganas. Quietud ya de las olas, la bahía casi ella a solas habla. Le canta al mar, le habla a la mañana, a la lluvia, le dice, la mía amada, y a las tormentas las abraza con fuerzas que matan. Mía, de todo en Cullera se levantan los vientos que todo lo aclaran y para cuando llegan los amaneceres se marchan, desde siempre, sin que nadie diga nada, ellos los míos piratas, tan dóciles que si con ellos se hablara dirían que vienen por que se les llama, pues son hombres de pocas y rectas palabras, mejores hechos y si por ellos se preguntara seguro que nadie diría: me sajaron de un tajo certero la cara.

Autor: José Vicente Navarro Rubio

POESÍA: TRILLA QUE TRILLA Y MUELE QUE SE MUELE

 Trilla que se trilla

y muele que se muele,

mendrugos de pan

todo requiere

de la revolución de los pobres,

pues de otra forma no se entiende

que se hable de lo mismo

y que cuando se reparte solo llegue

los mendrugos a los pobres

y las riquezas a los de siempre.

Autor: José Vicente Navarro Rubio

POESÍA: UN APLAUSO A LOS HECEDORES DE COLAS DONDE DE ELLAS SE REQUIERE

 Esto es como quien se acostumbra a hacer colas en los mercadillos

expandiendo su felicidad,

devolviendo al mundo,

algo de lo que le sobra,

tiempo y más tiempo,

algo así como cuando se abre

una nuez y de ella sale

el fruto que se ofrece

en la última cena de quien la abre.

El ir de cola en cola

es fácil,

y tiene su arte

coger el número

y observar para quien nadie se te adelante,

mirar la pantalla

y ver como salen

números y más números, 

hasta que el de uno se pone delante.

Me siento feliz en las colas,

en ellas se puede dialogar con las gentes,

ceder el turno para ver como otros gruñen

y lanzar preguntas y desaires.

Ya estamos en la cola / fila en este instante.

Escribiendo versos y estrofas 

uno de verdad entiende

lo difícil que es no caer en la monotonía

y hacer aquello que le gusta a las gentes.

Usted,

adelante;

el otro,

que se aparte;

la del pelo rubio,

se le ha caído un pendiente,

el de la flor en el ojal

no lace tantos piropos

que algunos hieren.

Así se entretienen

los que siguen la estrella de Belén

y quienes

son en las colas los salvadores

del mundo que solo entiende 

repartir pobreza

por todas partes

Autor: José Vicente Navarro Rubio


POESÍA: ZURCE QUE SE ZURCE TENGA USTED EL TRAJE

 Con Confucio

nos dimos cuentas 

de que había otros mundos,

entendimos que se podía

estudiar y airear las cualidades

de quien amaba el orden 

y a la vez las libertades,

asistimos al conocimiento

de una doctrina

que ha durado siglos, lo suyo

es creer en el hombre,

respetar el poder,

poner orden,

usar de la razón como forma de poder entenderse.

Y vienen 

en esto que se escribe

preguntas,

llegan algo así renglones

de palabras que configuran un bloque

entorno al cual hay que ser fieles

en apoyarse.

Lerdo, inquieto, sometido a una témpora

hierve el aceite,

espera una vinagreta

con perejil y otros frutos y especies,

es

téngase en cuenta

el perfil

que se hilvana en estos instantes,

como quien acude a un sastre

y zurce que te zurce

termina diciendo tenga usted el traje.

Autor: José Vicente Navarro Rubio 


lunes, 29 de noviembre de 2021

MÁRTIODA Y LAS XVII RELIQUIAS DE LA LEGIÓN TEBANA, DEL SIGLO III


 



















 28 mayo, 2021

Se trata de un conjunto compuesto por un mueble relicario, vitrinas y un retablo que contiene 17 cráneos, un fragmento de cadera y varios huesos largos completos, todos humanos, con sus adornos textiles con bordados y encajes, ha informado hoy la Diputación.

Las reliquias se encontraban en la sacristía de la Iglesia de San Juan Evangelista de este concejo y fueron trasladadas en 2015 al servicio de restauración para averiguar su origen o su autenticidad.

Según ha señalado González, las reliquias podrían datarse en el siglo XVII pero el carbono 14 "ha demostrado que los fragmentos óseos pertenecen al siglo III, curiosamente la época en la falleció la legión tabana".

Los miembros de esta legión del ejército romano que procedía de Tebas, en Egipto, eran conocidos popularmente como "los tebeos" y la integraban más de 6.000 hombres comandados por San Mauricio. La mayoría se convirtió al cristianismo, ha explicado la institución foral.A finales del siglo III el emperador Maximiano ordenó que la legión se trasladará desde Egipto a la región de Valais en la actual Suiza para incorporarse a sus tropas y sofocar las revueltas contra el imperio.

Una vez allí, ha relatado la Diputación, se les pidió que adorasen a los dioses romanos, pero Mauricio y sus soldados se negaron y fueron ejecutados. Sus restos fueron recogidos y venerados durante siglos.

González ha asegurado que en la actualidad se pueden encontrar reliquias de sus huesos conservadas en monasterios e iglesias pero la de Mártioda "es una de las colecciones más numerosa e interesante", aunque por el momento se desconoce cómo llegaron hasta la iglesia del concejo vitoriano.

El estado de conservación del conjunto era "pésimo" y las obras presentaban un "importante ataque biológico provocado por insectos, hongos y roedores", además de tener una gruesa capa de suciedad acumulada a lo largo de los siglos, así como deformaciones y corrosión.

El servicio de restauración foral ha analizado los restos con estudios de rayos X y de escáner y ha identificado los materiales, las técnicas de fabricación, los revestimientos, el papel, los metales y los textiles. También se ha elaborado un examen antropológico de los restos óseos.

El objetivo del departamento de restauración es que este año concluya el tratamiento de las reliquias y en 2019 se intervenga en los relicarios de madera. Todo el proyecto se completará con una publicación especializada que incluya los trabajos de restauración y conservación llevados a cabo y los resultados de la investigación.






Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...